Cómo trabajar desde casa

Computadora - trabajo desde casa

Estos tiempos de cuarentena han obligado al mundo entero a detenerse. Hay empresas que han activado protocolos para que sus trabajadores puedan trabajar desde casa. El tele trabajo o trabajo remoto siempre fue una alternativa considerada por muchos como el futuro, pero son pocas las empresas que realmente han hecho cambios importantes en esa dirección. Sin querer, todos estamos siendo obligados a adaptarnos en un entorno incierto.

¿Qué tipo de trabajo se puede hacer desde casa?

Todo tipo de trabajo que no involucre contacto físico o usar herramientas específicas que sólo se encuentran en el centro laboral, puede hacerse desde casa. Este es un gran campo para todos los que necesitan hacer análisis de información (analistas, contadores, estadistas, marketeros, consultores), creación de documentos (diseñadores, programadores, editores, redactores), implementación de campañas, recursos humanos, educación a distancia, atención al cliente entre otros.

Mujer trabajando desde casa

¿Cómo trabajar desde casa por internet?

Preparar un ambiente adecuado de trabajo. No necesita ser grande, pero debe tener todas las herramientas de trabajo necesarias: un escritorio, buena ventilación e iluminación. Además, se debe tener a mano un lugar donde guardar documentos. Es indispensable contar con una conexión estable y rápida a internet, y si no tenemos la oportunidad de llevarnos nuestra computadora de la oficina, tenemos que asegurarnos que la computadora de casa sea lo suficientemente rápida para las tareas que vamos a hacer.

Como complemento se puede tener una impresora, escáner y pizarra donde apuntar ideas y pendientes.

Organizarse. Se puede hacer con un simple cuaderno para anotar los pendientes del día o una agenda. También ayuda que vayamos registrando las actividades que vamos haciendo a diario. De esta forma podemos saber con exactitud en que estamos empleando nuestro tiempo y sabremos si somos productivos.

Tener un horario de trabajo. Al igual que la oficina, se debe contar con un horario oficial para todas nuestras tareas. Al estar en casa, es muy fácil caer en la tentación de querer posponer nuestras actividades, ya que sentimos que el tiempo nos sobra porque no necesitamos desplazarnos a la oficina. Pero esto es un error. Es mejor estar enfocado y avanzar lo máximo posible dentro de ese horario.

Fuera distracciones. El hogar está lleno de muchas distracciones, no sólo de parte de las personas que viven con nosotros, sino también de otras cosas, como la tentación de ver televisión, querer echar una siesta en el sofá o jugar con el perro. Si es posible, hay que trabajar con la puerta cerrada de nuestro ambiente de trabajo para cortar con todas esas posibles distracciones, y sólo tomar pocos descansos.

Herramientas para trabajar en línea

Para poder compensar la falta de interacción presencial, actualmente hay muchas herramientas que nos pueden ser de mucha utilidad. Aquí algunos ejemplos:

Videoconferencias y compartir pantallas

Seguimiento a proyectos y gestión de tareas grupales

Chat y mensajería

Almacenamiento y gestión de documentos grupales

Lluvia de ideas o Whiteboard

Programación de reuniones

Envío de archivos pesados

Acceso Remoto

Si bien todas estas herramientas son gratuitas, muchas de ellas cuentan con versiones premium o de pago que nos ofrecen más funcionalidades que podrían ser útiles para nuestro trabajo.

Comparte este artículo y sé un datero

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp